El extrangero

En general, “El extranjero” es un buen libro que expresa de buena forma las ideas del existencialismo, el hecho de que solo estamos en este mundo y cuando nos hayamos ido todo termina, nada cambia y al final nada de lo que hicimos tiene importancia porque lleva al mismo final, la muerte.

La historia es bastante buena aunque tediosa en ocasiones, ya que se vuelve repetitiva, en todo momento, sea lo que sea que esté haciendo el protagonista y luego de un poco solo te dice “solo pensaba que hacía mucho calor “o algo parecido,  y luego de leer lo mismo una y otra vez se vuelve cansado; sin embargo, el principio y el final son bastante interesantes; el final es bastante emocionante al decirte cómo nuestro “héroe” descubre que en su forma de ser le trae verdadera felicidad.

El  libro, nos habla de Meursault , un hombre que no tiene un especial interés por algo en la vida, no tiene ambición gustos o algo parecido, simplemente quiere estar, es un hombre existencialista;  empieza diciéndote que ha muerto su madre y el debido a que es indiferente a todo asiste a su funeral únicamente por compromiso  pero mientras se encuentra ahí, se concentra más bien en el calor que siente y el cansancio, nada para Meursault despierta verdadero interés puesto que nada cumple con sus expectativas;  al día siguiente del funeral se encuentra con una antigua conocida, María, por quien siente cierta atracción pero que no supera lo físico y al establecer una relación con ella quien representa todo lo contrario a Meursault, es una mujer muy emotiva, una romántica que presta mucha atención a los sentimientos y siempre busca el buen aspecto de las cosas, todo el tiempo se encuentra sonriente y el no verla es lo único que Meursault lamenta al estar en prisión.

Por otro lado está Raymond, su vecino que desea vengarse de su amate y pide la ayuda de Meursault, y saca lo peor de este pues siempre le incluye en sus problemas con su amante y el hermano de su amante, un árabe con quien tienen una pelea y después en defensa propia lo asesina.

Luego de este evento viene la parte de descubrimiento, en prisión, Meursault aprende que al final no importa donde se encuentre terminará por acostumbrarse, que en verdad, la prisión solo es un cambio de ambiente pero al final siempre se vuelve común; deja una rutina por otra. Y cuando habla de rechazar el hablar con el sacerdote y niega creer en dios es cuando se entiende que su perspectiva de la vida se da porque lo que le prometieron nunca lo tubo, y debe conformarse solo con vivir el momento sin esperar trascender pues no importa si muere en ese momento por estar condenado o dentro de los siguientes veinte años, terminará muriendo y con esa idea en mente se da cuenta que así puede ser feliz.

Sin duda los valores que esta obra transmite son sin duda el hecho de que no importa cuánto o qué hagamos en la vida, lo que acumulemos, no tiene algún significado luego de la muerte pues ésta siempre llega, sin importar cuanto se tarde.

El extranjero es un buen libro que trabaja muy bien las ideas del existencialismo y aunque  es una lectura algo pesada para quienes no estén acostumbrados a ese tipo de literatura es un libro muy recomendado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s